side-area-logo

– Vinos vivos 

La Chanin

La Chanin es un vino blanco de la variedad Albillo Real que nace de una viña centenaria, con una extensión de 0.95 hectáreas, a unos 780 metros de altitud, con suelo granítico y gran presencia de cuarzo, de donde solemos obtener una producción total de entre 1500 y 2500 kilos

Se despalilla totalmente y se deja en maceración pelicular durante tres semanas aproximadamente. Se buscan las características de un «Orange wine«. Fermentación espontánea con levaduras cebrereñas. Se elabora en acero inoxidable y se remueven lías durante 5 meses. Además se cría durante 2 o 3 meses en una barrica francesa vieja. Estabilización natural por efecto del frío. No se hacen clarificados ni filtrados. Ningún proceso físico y/o químico. No lleva sulfuroso añadido.

Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Morenillo agromán

La variedad morenillo es una uva totalmente denostada en Cebreros, pues es una uva de gran tamaño que da poco grado alcohólico y en general poco color, sobre todo, si las cepas son muy vigorosas y dan mucha cantidad.

Analizando los datos de caracterización morfológica en la base de datos de la Finca El Encín  parece probable que la variedad Morenillo que hay en Cebreros sea una sinonimia de la variedad Morate, que también tiene otras sinonimias como MONASTEL (LO) ó MORATO (LO).

Se elaboró, de forma experimental, por primera vez en 2015 para ver las opciones de vinificación. Siempre que vinificamos una parcela o una variedad por primera vez, en general, lo hacemos sin realizar crianza de los vinos en barrica de madera ni otros recipientes que permitan micro-oxigenación, pues de esta forma tenemos más controlado el carácter varietal o de la parcela concreta.

En la añada 2018 redefinimos la elaboración experimental del 2015. La uva se encubó con el 100% del raspón y fermentó en la barrica de roble francés más vieja y ahí continuó durante 11 meses. Fermentación espontánea con levaduras autóctonas. No ha sido clarificado ni filtrado. Ningún proceso físico y/o químico. No lleva sulfuroso añadido. Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Kisu

Kisu, cuyo significado es Beso en japonés, es un vino abocado o embocado de uva garnacha (típico de la zona de Cebreros hace muchos años) con 13 gramos de azúcar residual pues antes de finalizar la fermentación se descubó y prensó. La idea era recoger la uva en su estado de madurez adecuado e intentar que las levaduras no remataran la fermentación privándolas del oxígeno que necesitan para su multiplicación. De esta forma se ha conseguido un vino con un poco de azúcar residual que conserva la acidez, la mineralidad y la complejidad al haberse realizado la vendimia en el momento adecuado y no esperando a que acumulase demasiado azúcar en la planta. 

Para su crianza se ha utilizado una barrica de roble francés usada. No ha tenido clarificado ni filtrado. Se embotelló el 25 de agosto de 2018. Ningún proceso físico y/o químico, tan solo una mínima dosis de sulfuroso añadido. Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Es tan delicado o salvaje como puede ser un beso 🙂

Vinos artesanos –

La Payana

La Payana es un vino tinto de Garnacha que nace de una viña con más de 95 años y situada en una de las zonas más frías de Cebreros, llamada La Payana. Es una viña de 1 hectárea, a unos 750 metros de altitud y con suelo granítico con textura arcillo-arenosa. Como era habitual antiguamente, hay varios clones de garnacha que aportan una mayor complejidad al vino. La producción media de la viña está entre 1.500 y 2.500 kilos.

La elaboración pasa por un pisado con los pies, dejando entre un 20% y un 30% de raspón. Fermentación espontánea con levaduras autóctonas. Se utilizan barricas francesas de tostado ligero de varios usos. No se hacen trasiegos, ni clarificados ni filtrados. Ningún proceso físico y/o químico, tan solo una mínima dosis de sulfuroso.

Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Cható Gañán

Cható Gañán es un vino tinto que nace de una viña de Garnacha con más de 100 primaveras situada en la zona de Valmoscoso, con una extensión de 0.5 hectáreas, a unos 850 metros de altitud, con suelo de esquistos pizarrosos y donde solemos obtener una producción total de entre 500 y 1.000 kilos

Se pisa con los pies entre un 10 y un 20% de uva que se encuba con raspón, el resto se despalilla. Fermentación espontánea con levaduras cebrereñas. Barricas francesas de varios usos. No se hacen trasiegos, ni clarificados ni filtrados. Ningún proceso físico y/o químico, tan solo una mínima dosis de sulfuroso.

Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Le Petí Gañán

Le Petí Gañán es un vino tinto que nace de una viña de Garnacha con unos 110 años situada en Cebreros, con una extensión de 1 hectárea, a unos 925 metros de altitud, con suelo granítico con gran contenido calcáreo y donde solemos obtener una producción total de entre 1.000 y 1.500 kilos

Se pisa con los pies entre un 10 y un 20% de uva que se encuba con raspón, el resto se despalilla. Fermentación espontánea con levaduras cebrereñas. Barricas francesas de varios usos. Pasa aproximadamente 11 meses en barrica. Es un vino con algo más de extracción que el resto de vinos de Cható Gañán. No se hacen clarificados ni filtrados. Ningún proceso físico y/o químico, tan solo una mínima dosis de sulfuroso. Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Ah, y lo de Petí (pequeño) no es porque sea un vino de menor calidad que el Cható Gañán, se trata solo del nombre elegido para aumentar la familia de vinos 🙂

La Payana

La Payana es un vino tinto de Garnacha que nace de una viña con más de 95 años y situada en una de las zonas más frías de Cebreros, llamada La Payana. Es una viña de 1 hectárea, a unos 750 metros de altitud y con suelo granítico con textura arcillo-arenosa. Como era habitual antiguamente, hay varios clones de garnacha que aportan una mayor complejidad al vino. La producción media de la viña está entre 1.500 y 2.500 kilos.

La elaboración pasa por un pisado con los pies, dejando entre un 20% y un 30% de raspón. Fermentación espontánea con levaduras autóctonas. Se utilizan barricas francesas de tostado ligero de varios usos. No se hacen trasiegos, ni clarificados ni filtrados. Ningún proceso físico y/o químico, tan solo una mínima dosis de sulfuroso.

Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

La Chanin

La Chanin es un vino blanco de la variedad Albillo Real que nace de una viña centenaria, con una extensión de 0.95 hectáreas, a unos 780 metros de altitud, con suelo granítico y gran presencia de cuarzo, de donde solemos obtener una producción total de entre 1500 y 2500 kilos

Se despalilla totalmente y se deja en maceración pelicular durante tres semanas aproximadamente. Se buscan las características de un «Orange wine«. Fermentación espontánea con levaduras cebrereñas. Se elabora en acero inoxidable y se remueven lías durante 5 meses. Además se cría durante 2 o 3 meses en una barrica francesa vieja. Estabilización natural por efecto del frío. No se hacen clarificados ni filtrados. Ningún proceso físico y/o químico. No lleva sulfuroso añadido.

Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Cható Gañán

Cható Gañán es un vino tinto que nace de una viña de Garnacha con más de 100 primaveras situada en la zona de Valmoscoso, con una extensión de 0.5 hectáreas, a unos 850 metros de altitud, con suelo de esquistos pizarrosos y donde solemos obtener una producción total de entre 500 y 1.000 kilos

Se pisa con los pies entre un 10 y un 20% de uva que se encuba con raspón, el resto se despalilla. Fermentación espontánea con levaduras cebrereñas. Barricas francesas de varios usos. No se hacen trasiegos, ni clarificados ni filtrados. Ningún proceso físico y/o químico, tan solo una mínima dosis de sulfuroso.

Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Morenillo agromán

Morenillo agromán es un vino tinto de la variedad Morenillo que nace de una viña de 70 años situada en la zona de La Manchera, con una extensión de 0.4 hectáreas, a unos 780 metros de altitud, con suelo de granítico y textura arenosa

La variedad morenillo es una uva totalmente denostada en Cebreros, pues es una uva de gran tamaño que da poco grado alcohólico y en general poco color, sobre todo, si las cepas son muy vigorosas y dan mucha cantidad.

Analizando los datos de caracterización morfológica en la base de datos de la Finca El Encín  parece probable que la variedad Morenillo que hay en Cebreros sea una sinonimia de la variedad Morate, que también tiene otras sinonimias como MONASTEL (LO) ó MORATO (LO).

Se elaboró, de forma experimental, por primera vez en 2015 para ver las opciones de vinificación. Siempre que vinificamos una parcela o una variedad por primera vez, en general, lo hacemos sin realizar crianza de los vinos en barrica de madera ni otros recipientes que permitan micro-oxigenación, pues de esta forma tenemos más controlado el carácter varietal o de la parcela concreta.

En la añada 2018 redefinimos la elaboración experimental del 2015. La uva se encubó con el 100% del raspón y fermentó en la barrica de roble francés más vieja y ahí continuó durante 11 meses. Fermentación espontánea con levaduras autóctonas. No ha sido clarificado ni filtrado. Ningún proceso físico y/o químico. No lleva sulfuroso añadido. Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Le Petí Gañán
Le Petí Gañán

Le Petí Gañán es un vino tinto que nace de una viña de Garnacha con unos 110 años situada en Cebreros, con una extensión de 1 hectárea, a unos 925 metros de altitud, con suelo granítico con gran contenido calcáreo y donde solemos obtener una producción total de entre 1.000 y 1.500 kilos

Se pisa con los pies entre un 10 y un 20% de uva que se encuba con raspón, el resto se despalilla. Fermentación espontánea con levaduras cebrereñas. Barricas francesas de varios usos. Pasa aproximadamente 11 meses en barrica. Es un vino con algo más de extracción que el resto de vinos de Cható Gañán. No se hacen clarificados ni filtrados. Ningún proceso físico y/o químico, tan solo una mínima dosis de sulfuroso.

Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Ah, y lo de Petí (pequeño) no es porque sea un vino de menor calidad que el Cható Gañán, se trata solo del nombre elegido para aumentar la familia de vinos 🙂

Kisu

Kisu, cuyo significado es Beso en japonés, es un vino abocado o embocado de uva garnacha (típico de la zona de Cebreros hace muchos años) con 13 gramos de azúcar residual pues antes de finalizar la fermentación se descubó y prensó. La idea era recoger la uva en su estado de madurez adecuado e intentar que las levaduras no remataran la fermentación privándolas del oxígeno que necesitan para su multiplicación. De esta forma se ha conseguido un vino con un poco de azúcar residual que conserva la acidez, la mineralidad y la complejidad al haberse realizado la vendimia en el momento adecuado y no esperando a que acumulase demasiado azúcar en la planta. 

Para su crianza se ha utilizado una barrica de roble francés usada. No ha tenido clarificado ni filtrado. Se embotelló el 25 de agosto de 2018. Ningún proceso físico y/o químico, tan solo una mínima dosis de sulfuroso añadido.

Embotellado, etiquetado y lacrado a mano.

Es tan delicado o salvaje como puede ser un beso 🙂

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Verificación de tu edad

Al hacer clic en "Entrar", declaro que tengo más de 18 años

Disfruta de forma responsable.